jueves, 23 de marzo de 2017

Organismos DDHH repudiaran visita de Macri a Holanda, adjunto afiches ( en holandes) y telefonos contacto en Holanda ( if you need to translate you could use www.freetranslation.com)

 

 

De: Rachel Holway [mailto:rachelholway@gmail.com]
Enviado el: jueves, 23 de marzo de 2017 07:52 p.m.
Para: Marcelo Parrilli; H.I.J.O.S; Carlos Rozanski; Sonia Vaccaro; Eduardo Barcesat; FERNANDO MIGUEL Silvestre; Dip Maria Elena Naddeo; Chivi; Claudio Hill; CORTE INTERAMERICANA DE DERECHOS HUMANOS; COMISION DE DERECHOS HUMANOS; infomariapress@gmail.com; DIARIO CIUDADANO MENDOZA; prensa@cta.org.ar; constanza heller; Constanza Holway; Diario Popular; Maximiliano F. Montenegro; canal13; ELMUNDO DIARIO; La Nacion; Diario el peso; Andrea Bellocchio; Jose Maria Onega Murray; teleSUR tv (Google+); Canal América; canal26noticias; Asambleas del Pueblo ag4; Agencia de Noticias Pelota de Trapo; Agencia Paco Urondo; Agencia Noticias Argentinas ag1; Agencia Dyn; Pedro Scarano; Claudio Lopez; Radio 10; info radio mitre; Radio Rivadavia; Prensa Austral; Editor; Zulma Richart; Dr Carlos Zimmerman; LOW MARTINS; Rosi Orozco; Alicia Sánchez; diputadagilllozano@gmail.com; leticiaiacovelli@yahoo.com.ar; Diario Femenino; el mundo; cartas@abc.es; cartasdirector@elpais.es; Comisión Interamericana de Derechos Humanos; oikos; YAMIL OIM; Domingo Avagliano; Mario Casalongue; Nicolás Poggi; Nicolas Prensa; Dimitri Nicolás Senmache Artola; Enrique Box; Bárbara Crespo; telam; Lucía Inés Sellart; Maxi F.; Morena Esquivel; mvarela@cuatrocabezas.com; prensaanm@prensaanm.com.ar; rsuarez@c5n.com; Silvina Pierri; ALTERCOM; ALTERCOM; alvaro medios; Ana Leguìsamo Rameau - Prensa; Andrea Zeinstejer; Canal 13; canal 7; Diario Clarin; Diario Cronica; diario el dia; Eduardo Garcia; facundo pastor; Guillermo Luis Tato Medina; Hernan Macagno; Hola Chiche - Radio Mitre; Mario Casalongue; Miss Partes; Noticiero CNN; Periodista Digital; prensa te veo py; PRENSA TELEFE; Redacción Sin Permiso; Revista Enterate; Romina Constanza Maccarone; Silvio Roubens; TELEFE /GASTON; Juan Bernaldo de Quirós; Radio 10 Bernardo Magnago; Comision interamericana de mujeres; RED MUNDIAL DE PERIODISTAS CONTRA EL CRIMEN ORGANIZADO Y LA CORRUPCION; Red Peruana contra la Pornografía Infantil; Hijos Formosa; Madres Suecia; abuelas@abuelas.org.ar; alban@abogados.or.cr Bonilla; Marta Bustos; CINOTICIAS/MX; facundogb@eldia.com; El Gallego Fernandez; Martin Garcia; Mirta Praino; Eladio Gonzalez; Mariel Fitz Patrick; Cindy Dumas; Gustavo Vera; Daniel Daniel; Daniel Santoro; Daniel Filmus; Ignacio Valle; Carlos Heredia; noticiero de santo; noticias ARN (Google+); Daniela Lezcano; cherrera@amnesty.org; Fundacion ALAS
Asunto: Gacetilla de Prensa: Organismos de DDHH repudiaran la visita de Macri a Holanda, adjunto afiches ( en holandes) y telefonos de contacto en Holanda ( if you need to translate you could use www.freetranslation.com)

 

Se agradece reenvio y difusión por todos los medios ( if you need to translate you could use www.freetranslation.com)

 

Gacetilla de Prensa: Organismos de DDHH repudiaran la visita de Macri a Holanda, adjunto fotos y telefonos de contacto en Holanda

 

El Presidente Argentino estara en estos días en Holanda, Paises Bajos

 

Y Provincia 25 , Argentinos por la Victoria , HIJOS y Argentinos en Holanda le han preparado repudios desde el 27 al 29 de Marzo del 2017 

 

Telefonos de contacto 

 

 Alejandra Slutsky  ( HIJOS)  +31 6 20728610         
 Juan Alonso APV [ARGENTINOS PARA LA VICTORIA]   +31 6 16454505​⁠​

 

El Presidente de Argentina, Mauricio Macri, visitará oficialmente los Países Bajos del 27 al 29 de marzo. Sus relaciones con la casa real ponen a Holanda en una posición delicada ante las faltas de su gobierno, en contradicción de las normas y valores que Holanda públicamente considera como la base principal de la democracia. Esto es más grave aun dado que Holanda es la sede  de la Justicia y el derecho internacional. 

 

Las política económica y social adoptada por el gobierno de Macri ha consistido en:

- Restricción de la libertad de expresión y prensa: Macri derogó por decreto una de las leyes que dan sustento al debate democrático: la Ley de Medios Audiovisuales, que frenaba los monopolios en los medios. El Grupo Clarín, aliado del presidente Macri, ha vuelto a controlar el 90% del flujo de la información en la Argentina y también la que se difunde hacia el exterior. El blindaje mediático es total.

​​

-Corrupción: Los conflictos de intereses entre el presidente Macri y los negocios estatales otorgados a su familia salen a la luz constantemente. Los Panamá Papers han puesto en descubierto la gran cantidad de empresas off-shore de la familia Macri, cuya investigación es ignorada en los medios nacionales. Así y todo, condonaciones de deuda,[1] el blanqueo de capitales a familiares, el caso Oderbrecht, y la entrega de rutas aéreas a su empresa aérea no han podido ser silenciados.

-Política económico-social en detrimento de los sectores más vulnerables: las medidas fiscales trajeron una enorme transferencia de recursos a los sectores mas ricos del país, imponiendo una  política de recorte público y fuertes aumentos de las tarifas de servicios públicos. La apertura indiscriminada de importaciones afectaron la producción nacional, generando el cierre de miles de pequeñas y medianas empresas.  Esta política empujó a la pobreza a 1.400.000 personas y a la indigencia a otras 400 mil, con un 48,8% de niños de 0 a 14 años.[2] Las jubilaciones han sido reducidas, mientras la inflación sigue creciendo. La respuesta del gobierno es un brutal endeudamiento internacional.

- Violación de DDHH: Especialmente en relación a delitos de lesa humanidad, la política pública ha dado un vuelco rotundo: genocidas han sido trasladados de cárceles comunes a prisión domiciliaria, sumado a un negacionismo histórico y ataques a Madres de Plaza de Mayo. La Corte Suprema ha dado un giro inesperado, denunciado el carácter vinculante de las decisiones de la Corte Interamericana de derechos humanos.[3]

Hay una brutal represión de la protesta social. Las protestas por despidos masivos (azucareros, empleados públicos, gráficos etc.), los reclamos de tierras del pueblo mapuche, o por la detención arbitraria de la dirigente social Milagro Sala, responsable de obras para su comunidad (viviendas, escuelas, fábricas, complejos deportivos, etc)[4] son aplacadas con violencia, denunciadas en diversos medios del mundo.  

Los intereses económicos no pueden ser justificación para involucrarse con un gobierno que viola los más básicos derechos humanos y principios democráticos.


[4] Ver reclamo del grupo especial de trabajo en detenciones arbitraries de la ONU (https://www.pagina12.com.ar/especiales/archivo/especiales/MilagroSala.pdf) y de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA (http://www.oas.org/es/cidh/prensa/comunicados/2016/182.asp)

Maria Raquel Holway Ramos Mejia
Politologa
Rachel Holway
Celular Claro  +5491158721823 ( Claro de Buenos Aires, Argentina)
Desde Buenos Aires 1558721823
http://www.aiven.org/profile/MariaRaquelHolwayRamosMejia ( Amnistia)

http://sap-no.blogspot.com
http://infanciaprimero.blogspot.com
http://alertavidaong.blogspot.com




Libre de virus. www.avast.com

ARGENTINA: Este 24 de Marzo #YomarchoconelEMVJ SON 30.000 - FUE GENOCIDIO

[Comité Internacional] ARGENTINA: Este 24 de Marzo #YomarchoconelEMVJ | SON 30.000 - FUE GENOCIDIO

 

 

Este 24 de Marzo #YomarchoconelEMVJ


​ 

CABA | 24 DE MARZO

DESDE LAS 13HS CONCENTRACIÓN EN CONGRESO  

15 HS MARCHA DE CONGRESO A PLAZA DE MAYO

Mirá el spot


Conferencia de prensa del Encuentro Memoria, Verdad y Justicia: ver video

Preparando el siluetazo | ver fotos

 

SON 30.000 – FUE GENOCIDIO

CONTRA LA IMPUNIDAD DE AYER Y DE HOY
NO A LA RECONCILIACION.
NO AL AJUSTE, NO A LA ENTREGA, NO A LA REPRESION DE MACRI Y LOS GOBERNADORES.
NO A LA TEORÍA DE LOS DOS DEMONIOS
CÁRCEL COMÚN Y EFECTIVA A TODOS LOS GENOCIDAS.
APERTURA DE TODOS LOS ARCHIVOS
RESTITUCIÓN DE LA IDENTIDAD A LOS JÓVENES APROPIADOS
APARICIÓN CON VIDA YA DE JULIO LÓPEZ
PERPETUA A MILANI
NO AL AJUSTE.NO AL TARIFAZO. PARITARIAS SON TECHO.
NO A LA CRIMINALIZACIÓN DE LA PROTESTA. NO A LOS PROTOCOLOS REPRESIVOS.
DEROGACIÓN DE LAS LEYES ANTITERRORISTAS.
LIBERTAD A MILAGRO SALA Y TODOS LOS PRESOS POLÍTICOS.
NO A LA BAJA DE LA EDAD DE IMPUTABILIDAD Y LA CRIMINALIZACIÓN DE LA JUVENTUD.
NO AL DNU CONTRA LOS INMIGRANTES.
NO AL GATILLO FÁCIL Y LA MILITARIZACIÓN DE LOS BARRIOS
NO AL PAGO DE LA DEUDA EXTERNA.

Acerca del Encuentro Memoria, Verdad y Justicia: Video realizado con motivo del 20° aniversario del EMVj en marzo de 2016

 

 

--

--
Has recibido este mensaje porque estás suscrito al grupo "Comité Internacional" de Grupos de Google.
Para cancelar la suscripción a este grupo y dejar de recibir sus mensajes, envía un correo electrónico a comite_internacional+unsubscribe@googlegroups.com.
Para publicar en este grupo, envía un correo electrónico a comite_internacional@googlegroups.com.
Visita este grupo en https://groups.google.com/group/comite_internacional.
Para acceder a más opciones, visita https://groups.google.com/d/optout.


Libre de virus. www.avast.com

Ginebra MEMORIA, VERDAD, JUSTICIA -CLUB ALPIN SUISSE. 4-Av. du Mail - entrada por Vieux Billard- 24 de Marzo , a las 18,30 hs. Museo Che Guevara Buenos Aires

De: comite_internacional@googlegroups.com [mailto:comite_internacional@googlegroups.com] En nombre de Graciela Ramirez
Comité Internacional] Ginebra MEMORIA, VERDAD, JUSTICIA -CLUB ALPIN SUISSE. 4-Av. du Mail - entrada por Vieux Billard- 24 de Marzo , a las 18,30 hs.

 

 

Genève

MÉMOIRE, VÉRITÉ, JUSTICE

41 ANNEES DU COUP D'ÉTAT CIVIQUE-MILITAIRE

24 Mars 1976-2017

 

PROJECTION DES DOCUMENTAIRES:

-Mères de la place. Leurs histoires.

 

Les chemins de la place (1975-1977)

 

-PETIT-FIS 114 récupéré, oratoire d'ESTELA DE CARLOTTO

-PETIT-FIS, histoires avec identité- Horacio Pietragalla ...

 

Invité  spécial, HERNÁN ORMEÑO (POÉSIE)

Membre de la Société Mutuelle Bautista Van Schouwen

 

Chante "RANCHO APARTE"

 

POÉSIES, MUSIQUE  ALFAJORES, EMPANADAS, VIN,  FERNET.

 

CLUB ALPIN SUISSE.

4-Av. du Mail - entrée pour Vieux Billard- 24 Mars, à  18h30

                                                         Entrée Libre et gratuite.

 

Organise : Argentinos para la Victoria-provincia 25, ApV-Suisse

 

 

 

Ginebra

MEMORIA, VERDAD, JUSTICIA
41 AÑOS DEL GOLPE CIVICO-MILITAR
24 de Marzo 1976-2017

 

PROYECCIÓN DE DOCUMENTALES:
-Madres de la plaza. La historia.

Los caminos de la plaza (1975-1977)

-NIETO 114, HABLA ESTELA DE CARLOTTO

-Nietos, historias con identidad- Horacio Pietragalla ...

-----------------
Invitado especial, HERNÁN ORMEÑO (POESÍA)
Miembro de la Sociedad Mutualista Bautista Van Schouwen

 

-Canta "RANCHO APARTE"

POESIAS, MUSICA, ALFAJORES, EMPANADAS, VINO, FERNET.

 

CLUB ALPIN SUISSE.
4-Av. du Mail - entrada por Vieux Billard-

24 de Marzo , a las 18,30 hs.

 

Entrada libre y gratuita.

 

Organiza: Argentinos para la Victoria-provincia 25, ApV-Suiza


 

 

ASSOCIATION AIPAZCOMUN Suisse

52, Rue de Montbrillant

CH- 1202 Genève

Tél(41) 079 680 17 85

https://www.facebook.com/aipazcomun

 

 

 

 


Libre de virus. www.avast.com

RV: INFORMACIÓN DESDE CUBA primer combate CHE GUEVARA EN BOLIVIA





De: Froilan Glez <froilan@cubarte.cult.cu>
Enviado: miércoles, 22 de marzo de 2017 10:57 a.m.
Para: Irene Perpiñal
Asunto: Fw: INFORMACIÓN
 
 
 

CINCUENTA AÑOS DEL PRIMER COMBATE GUERRILLERO DEL CHE EN ÑACAHUASÚ.

Por Froilán González y Adys Cupull.

El 23 marzo se cumplen 50 años del primer combate guerrillero en las selvas boliviana, dos días después, el Comandante Ernesto Che Guevara reunió a su tropa, y se tomó el acuerdo de darle a la guerrilla el nombre de Ejército de Liberación Nacional de Bolivia, hecho que también cumplirá 50 años.

Los resultados de ese combate fueron catastróficos para el ejército boliviano, al que se le incautaron 3 morteros con 64 proyectiles, 2 bazucas, 16 máuser con 2 000 tiros, 3 usis con 2 cargadores cada una, una 30 con dos cintas, el plan de operaciones y, además, se le ocasionaron 7 muertos y 14 prisioneros. Entre estos últimos, el mayor Hernán Plata Ríos y el capitán Augusto Silva Bogado, que comandaban esas unidades militares.

El gobierno boliviano inició de inmediato una intensa represión y emitió un comunicado el 27 de marzo, en el cual manipuló los hechos. Informaron que en circunstancias en que fracciones de la Fuerzas Armadas, estudiaban el replanteo del tramo caminero Vallegrande-Lagunillas en el sector Ñacahuasú-Lagunillas, un grupo de soldados que realizaba el trabajo de la senda, fue atacado alevosamente por grupos desconocidos con armas automáticas.

Indicaron que se lamentó la muerte del subteniente Amézaga, de 6 soldados y del guía civil Epifanio Vargas, obrero de YPFB [Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos], quienes, luego de caer heridos, fueron cobardemente fusilados.

Que el oportuno aviso de los sobrevivientes permitió una rápida reacción con tropas de la Cuarta División del Ejército, apoyadas por aviones de la Fuerza Aérea, que ocasionaron en sus atacantes su desbande, algunas bajas y la captura de prisioneros, que en su fuga dejaron valijas conteniendo ropa, enseres diversos, folletos sobre guerrillas y propaganda castro-comunista de procedencia cubana, además una grabadora, una radio portátil de alta frecuencia y un vehículo (jeep).

Añadieron que los prisioneros, pobladores de la zona y los soldados sobrevivientes,informaron tratarse de un numeroso grupo de personas de distinta nacionalidad entre los que se encontraban cubanos, peruanos, chinos, argentinos, europeos, y también comunistas bolivianos. Determinaron que estaban pertrechados de armas automáticas modernas y bazookas, ninguna de ellas de las que se usan en el ejército…

Desde ese momento, el gobierno boliviano llevó a cabo una intensa campaña de desinformación, dando a conocer partes oficiales alejados de la realidad. El primer comunicado del ejército tenía varios elementos falsos, entre los cuales se pueden enumerar:

No estaban construyendo caminos por la zona donde se produjo el encuentro.

Los prisioneros recibieron un trato humano y respetuoso.Fueron liberados en lugares seguros para que pudieran recogerlos fácilmente.Ninguno fue fusilado.Los heridos recibieron atención médica.

Los guerrilleros se mantuvieron en sus posiciones.

El ejército boliviano no les hizo prisioneros ni bajas. No les incautaron objetos ni documentos.

La campaña de prensa contra la guerrilla tenía saturadas a las emisoras radiales. Para dar a conocer la verdad, el Che confeccionóel Comunicado No. 1.

"Al pueblo boliviano: frente a la mentira reaccionaria, la verdad revolucionaria.

" Comunicado No. 1.

" El grupo de gorilas usurpadores, tras asesinar obreros y preparar el terreno para la entrega total de nuestras riquezas al imperialismo norteamericano, se burló del pueblo en una farsa comicial. Cuando llega la hora de la verdad y el pueblo se alza en armas, respondiendo a la usurpación armada con la lucha armada, pretende seguir su torneo de mentiras.

" En la madrugada del 23/3, fuerzas de la IV División, con acantonamiento en Camiri, en número aproximado de 35 hombres al mando del mayor Hernán Plata Ríos se internaron en territorio guerrillero por el cauce del río Ñacahuasú. El grupo íntegro cayó en una emboscada tendida por nuestras fuerzas. Como resultado de la acción, quedaron en nuestro poder 25 armas de todo tipo, incluyendo 3 morteros de 60 mm con su dotación de obuses, abundante parque y equipo. Las bajas enemigas fueron: 7 muertos, entre ellos un teniente, y 14 prisioneros, 5 de los cuales resultaron heridos en el choque, siendo atendidos por nuestro servicio sanitario con la mayor eficiencia que permiten nuestros medios.

" Todos los prisioneros fueron puestos en libertad previa explicación de los ideales de nuestro movimiento."

El comunicado ofreció una lista de las bajas enemigas, y señaló: " Al hacer pública la primera acción de guerra establecemos lo que será norma de nuestro Ejército: La verdad revolucionaria.

Nuestros hechos demostraron la justeza de nuestras palabras. Lamentamos la sangre inocente derramada por los soldados caídos, pero con morteros y ametralladoras no se hacen pacíficos viaductos, como afirman los fantoches de uniformes galonados, pretendiendo crearnos la leyenda de vulgares asesinos. Tampoco hubo ni habrá un solo campesino que pueda quejarse de nuestro trato y de la forma de obtener abastecimiento salvo los que, traicionando a su clase, se presten a servir de guías o delatores.

" Están abiertas las hostilidades. En comunicados futuros fijaremos nítidamente nuestra posición revolucionaria, hoy hacemos un llamado a obreros, campesinos, intelectuales; a todos los que sientan que ha llegado la hora de responder a la violencia con la violencia y de rescatar un país vendido en tajadas a los monopolios yanquis y elevar el nivel de vida de nuestro pueblo, cada día más hambreado.

" Ejército de Liberación Nacional de Bolivia".

El 1ro. de mayo de 2017, se cumplirán 50 años de la publicación del Comunicado No. 1 del Ejército de Liberación Nacional de Bolivia, a través del periódico Prensa Libre,en la ciudad de Cochabamba, en ocasión del desfile del Día Internacional de los Trabajadores.

Las agencias internacionales de noticias se hicieron eco rápidamente y las emisoras de radio mineras de todo el país lo retrasmitieron en cadena. Barrientos, encolerizado, ordenó que se apresara al director del periódico, Carlos Beccar, a quien incomunicaron, interrogaron, juzgaron y condenaron a cinco años de prisión.

La solidaridad de los periodistas e intelectuales bolivianos, a los cuales se unieron otros sectores del país y manifestaciones de la Federación Universitaria de Cochabamba, obligaron al gobierno a ponerlo en libertad.

En respuesta, Barrientos promulgó la Ley de Seguridad del Estado, en virtud de la cual sometía a todo el territorio nacional a una situación de excepción, que legalmente les permitía a las fuerzas represivas actuar libremente invocando tal ley.

El día 28, el Che escribió en su Diario de campaña: "Las radios siguen saturadas de noticias sobre las guerrillas. Estamos rodeados por 2,000 hombres en un radio de 120 km, y se estrecha el cerco, complementado por bombardeos con napalm..."

En su libro "Mi campaña junto al Che", Inti Peredo escribió: "...Che me or­denó que interrogara a los prisioneros y presentarme como jefe. Esta misión la cumplí durante todo el transcurso de la guerra.

"El Mayor Plata, jefe de las fuerzas prisioneras lloriqueó larga­mente mientras sus soldados nos pedían que lo fusiláramos por los malos tratos y los abusos que cometía. Por encargo del Che le dije que todos los prisioneros quedarían en libertad, que le dábamos plazo hasta el 27 a las doce del día para retirar a sus muertos. Muy asustado manifestó que se retiraría del ejército. Nos dio una serie de datos importantes sobre las operaciones que se estaban realizan­do. Por ejemplo, nos dijo que ese ataque estaba programado junto con un bombardeo que se iniciaría al medio día. Ellos debían dejar señaladas sus posiciones con el objeto de que no sufrieran bajas. La emboscada los hizo perder contacto radial e impidió que la aviación actuara. En realidad, el bombardeo se realizó al día siguiente. El Capi­tán Silva, otro de los prisioneros, también habló mucho informando que había reingresado al ejército por petición del PCB, (Partido Comunista de Bolivia), que tenía un hermano estudiando en Cuba y luego, dio los nombres de otros dos oficiales que podían ser posibles colaboradores".

La actitud de los soldados, señalada por Inti, no es sorprendente. Ellos afirmaban que los jefes militares los explotaban despiadada­mente, que eran alquilados como peones en las construcciones de viviendas particulares o a los hacendados donde estaban situadas las unidades militares, y no recibían ningún pago extra a cambio, todo era para beneficio personal de algunos jefes, como el mayor Plata, que además acostumbraban a castigarlos corporalmente de manera sistemática.

El Capitán Augusto Silva Bogado, fue el primer oficial del ejército boliviano hecho prisionero por los guerrilleros. Su testimonio desde el lado opuesto da a conocer la repercusión de las acciones guerrilleras dentro del propio ejér­cito; la forma en que los campesinos eran obligados a servir de guía o hacer declaraciones; las orientaciones que le dio Barrientos para hacer una falsa acusación contra los guerrilleros; y la participación de la CIA en los interrogatorios a oficiales del ejér­cito boliviano.

En próximo trabajo publicaremos la entrevista al Capitán Augusto Silva Bogado, realizada en la ciudad de Santa Cruz de la Sierra, el 13 de noviembre de 1984.

 

 

 

CUBA.- Los “disidentes” frustrados

1


Jue, 23 de Mar, 2017 12:14 am . Enviado por:

"Nestor Garcia Iturbe" nestorgiturbe



CUBA.- Los "disidentes" frustrados

Por Arthur González

GRUPO EL HERALDO sarahnes@cubarte.cult.cu

"LA SENSACIÓN DE CUMPLIR CON EL MÁS SAGRADO DE LOS DEBERES, 

LUCHAR CONTRA EL IMPERIALISMO DONDEQUIERA QUE ESTÉ"

CHE

///////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////

Triste papel el de aquellos que le vendieron su alma al diablo y al final se han quedado sin barco ni espigón donde amarrarlo.

Así le sucede a Antonio González-Rodiles, quien pasó de un fugaz estrellato a un olvidado acompañante de las "Damas" de Blanco, presididas por la inculta y corrupta Berta Soler.

González-Rodiles quien recibió buena educación en su seno familiar y posteriormente en escuelas cubanas, fue a residir a México con su esposa mexicana rodeado de un ambiente de clase media, pero su ambición por el dinero lo hizo caer en manos de oficiales de los servicios de inteligencia estadounidenses, quienes le vendieron un proyecto subversivo que no pudo llevar a cabo.

Creyéndose que lograría ser un líder de la "opinión" interna, regresó a La Habana dejando atrás a hijos y esposa mexicanos, para iniciar el frustrado proyecto Estado de Sats, el cual no tuvo la menor incidencia en la sociedad cubana, por lo que terminó caminando los domingos por una avenida de la capital cubana, rodeado de mujeres de baja catadura moral que dicen ser "opositoras", a cambio de cobrar 25 pesos cubanos enviados desde Estados Unidos.

En el actual panorama político de las relaciones entre Estados Unidos y Cuba, González Rodiles confesó a la prensa de Miami "sentirse frustrado ante la supuesta indolencia de la administración del presidente Barack Obama, y el total desconocimiento que ha hecho la actual, encabezada por el presidente Donald Trump".

Tanto Rodiles como los demás servidores de los yanquis, entre ellos los integrantes de la mafia terrorista anticubana de Miami, pretenden presionar al Presidente Trump a cambiar la dirección política hacia la Habana, para lo cual llevan meses desarrollando una cruzada mediática sobre el inventado "aumento de la represión" en la Isla, algo que no comprueban los cientos de miles de norteamericanos que la visitan.

Lo primero que descalifica esa ficticia represión, es la constante presencia de los principales contrarrevolucionarios en los Estados Unidos, disfrutando gracias al dinero de los contribuyentes norteamericanos, los que sin saberlo pagan con sus impuestos viajes, hoteles, alimentación y salarios de los "disidentes" cubanos.

Tanto González-Rodiles como José Daniel Ferrer, Berta Soler, Guillermo Fariñas y otros más, son presentados ante los medios de prensa norteamericanos vistiendo costosos trajes comprados con el presupuesto que asigna anualmente la Casa Blanca, pues en Cuba no los usan.

A pesar de pasearlos por Miami, otras ciudades estadounidenses, e incluso en Europa para participar en Foros internacionales con el fin de desprestigiar la obra de la Revolución cubana, no han logrado que la actual administración se pronuncie contra Cuba.

En primer lugar, porque no es prioridad en la actual política de los Estados Unidos; segundo, los integrantes de la mafia anticubana en el Congreso no apoyaron la elección de Trump y tercero, porque los problemas que confronta el nuevo Presidente son tantos que no puede darse el lujo de perder tiempo en esos "disidentes" que dan más pérdida que beneficios.

En un desesperado intento por llamar la atención, el Nuevo Herald publica entrevistas de esos "disidentes" a su paso por Miami, en las que sin el menor sonrojo Rodiles se califica como "actores legítimos del escenario cubano", algo que las agencias de inteligencias estadounidenses y el Departamento de Estados saben que es totalmente falso.

Para comprobar el motivo por el cual no son tomados en serio por los funcionarios de Estados Unidos en su política hacia Cuba, basta leer los informes enviados por sus diplomáticos designados en La Habana, divulgados en el sitio WikiLeaks, donde afirman:

[…] Pese a sus afirmaciones de que representan a "miles de cubanos", nosotros vemos muy pocas evidencias de ese apoyo…no vemos plataformas diseñadas para llegar a amplios sectores de la sociedad cubana, más bien dirigen sus mayores esfuerzos a obtener recursos suficientes para solventar las necesidades del día a día de los principales organizadores y sus seguidores…"

Informaciones comprobadas por la misión diplomática yanqui en La Habana descalifican a esa llamada "oposición" como actores legítimos del pueblo cubano, en casi 60 años no han obtenido un solo resultado de unidad, y menos aún lograron una disidencia entre la juventud cubana; han envejecido viviendo una dulce vida con los cientos de miles de dólares enviados desde Miami y a partir del 2012 disfrutan de la posibilidad de viajar por el mundo con los gastos pagados.

Si algo tiene la actual Administración de Estados Unidos es conocimientos suficientes en finanzas y costos; por tanto, nadie dude que uno de los próximos recortes sea precisamente parte de los 20 millones anuales que asignaba Obama para el trabajo subversivo contra Cuba, si obtener resultados.

Rodiles declaró al Nuevo Herald: "hemos sido marginados e invisibilizados por las delegaciones de funcionarios estadounidenses y diplomáticos europeos, por no aplaudir la normalización".

Esa posición de los altos funcionarios de Estados Unidos es la mejor prueba de que ellos no representan nada en la sociedad cubana y que sus contactos tienen que ser con altos funcionarios de Cuba, tal y como propuso Jonathan Farrar cuando estuvo al frente de la misión diplomática de Washington en La Habana, al asegurar:

[…] "es preciso que busquemos en otra parte, incluso dentro del propio gobierno, para identificar a los más probables sucesores del régimen de Castro…"

Otra prueba de que la "disidencia" no tiene ni presente ni futuro, es su ausencia de unidad, reafirmado por Gonzales-Rodiles ante a la prensa de Miami al criticar las estrategias de otros "opositores", entre ellos a la "refugiada política" Rosa María Payá Acevedo, al calificar de fantasía su campaña por un plebiscito en Cuba, y al proyecto "Otro 18", por intentar postular candidatos opositores en las próximas elecciones del Poder Popular en Cuba.

Rodiles asegura que ahora son marginados e invisibilizados y la respuesta a ese trato de Senadores y Representantes, la dio José Martí cuando afirmó: 

"Se respeta lo que se ve unido y lo que no se ve unido no se le respeta"



____


miércoles, 22 de marzo de 2017

SOBRE LA VIDA DE CHE GUEVARA : ENTREVISTA AL CAPITÁN AUGUSTO SILVA BOGADO.

el CHE GUEVARA EN BOLIVIA




De: Froilan Glez <froilan@cubarte.cult.cu>
Asunto: Fw: ENTREVISTA AL CAPITÁN AUGUSTO SILVA BOGADO.
 
 
 

 

ENTREVISTA AL CAPITÁN AUGUSTO SILVA BOGADO.

Por Froilán González y Adys Cupull.

El 23 de marzo de 1967, hace cincuenta años,  se produjo el primer combate victorioso de la guerrilla del Che en Bolivia. Entre los antecedentes  se señalan que el 19 de marzo se produjo un encuentro del Che con el peruano Restituto José Cabera Flores, (Negro).

El Guerrillero Heroico regresaba con sus hombres de la agotadora exploración. al norte del Ñacahuasú, donde había perdido a dos de sus valiosos compañeros, los  bolivianos, Benjamín Coronado Córdova (Benjamín), ahogado en el Río Grande el 21 de enero y Lorgio Vaca Marchetti (Carlos), el 16 de marzo en las mismas circunstancias.

El peruano Restituto José Cabrera Flores le informó al Che, que en el campamento guerrilleros los esperaban con comida, que  se encontraban el francés Regis Debray, los peruanos Juan Pablo Chang-Navarro (Chino) y Lucio Edilberto Galván Hidalgo, (Eustaquio), el argentino Ciro Roberto Bustos, Haydée Tamara Bunke (Tania),  el boliviano Moisés Guevara Rodríguez y un grupo de sus hombres, de los cuales habían desertado dos  (Vicente Rocabado y Pastor Barrera), que la policía había llegado a la finca de Ñacahuasú, que el ejército avanzaba sobre el río y que una avioneta, hacía tres días estaba dando vueltas. El  peruano fue testigo del ataque de 6 hombres a la finca.

A estos elementos se añadían que el desertor Vicente Rocabado trabajaba para los servicios de inteligencia del Ejército, infiltrado en el grupo de Moisés Guevara, e informó en Camiri todo lo que sabía.

Los primeros oficiales hechos prisioneros por los guerrilleros fueron  el Capitán Augusto Silva Bogado, y el Mayor Hernán Plata Ríos, por ello localizarlos y entrevistarlos, era muy importante para la investigación histórica y conocer del lado del Ejército como se había desarrollo el combate. 

A principio de marzo de 1967 el Capitán Silva, se encontraba  cazando por los alrededores del poblado de Tatarenda, próximo al Río Grande y ubicado  en la carretera que comunica a Santa Cruz de la Sierra con Camiri, por eso tuvo conocimiento de la presencia en la zona, de tres hombres sospechosos. Se trataban de los guerrilleros Inti Peredo, Jorge Vázquez Viaña (Loro) y Ricardo (José Martínez Tamayo), que llegaron a la población para comprar alimentos.

A través de .varios compañeros, localizamos al Mayor Hernán Plata Ríos, pero se negó a recibirnos, sin embargo, el Capitán Augusto Silva Bogado aceptó conversar. La entrevista se realizó en la ciudad de Santa Cruz de la Sierra  el 13 de noviembre de 1984. Es un hombre enérgico, tenía más de  60 años. Apreciamos su porte militar y conversación inquieta.

ANTECEDENTES DEL COMBATE.

"Yo me he retirado con el grado de Mayor. Cuando la guerrilla era Capitán y estaba destinado en la Cuarta División con sede en Camiri. Había ido a cazar a Tatarenda en compañía de mi amigo Segundino Parada y allí tuve conocimiento de la presencia de los guerrilleros.

"Cuando llegué a mi casa, le dije a mi mujer que no había cazado nada, ella me contesta que siempre es igual. Le hago la histo­ria de estos hombres y que al día siguiente a primera hora iba a dar parte a mi Comandante. Ella se opuso porque "me iban a hacer problemas y a mí mismo me iban a mandar a buscarlos".

"Llegué a Camiri y hablé con el  Comandante. Le expliqué que el sábado y el domingo yo había ido a cazar al Río Grande, le cuento sobre el grupo de hombres. Él me dice que quién me había autorizado para que saliera fuera de la guarnición. Le expliqué que Río Grande estaba dentro de ella y que él sabía que a mí me gustaba cazar, porque cuando me quedo los fines de semana en Camiri, me pongo a beber y para evitar eso, me voy a cazar. El comandante llamó a su ayudante y le ordenó que hiciera un memorándum y me arrestó.

"Le avisé a mi mujer que me habían castigado, ella se puso furiosa, dijo que no me mandaba comida, ni nada más. Como el Coman­dante no me hizo caso, di parte al Superintendente de Yacimientos, Ingeniero Humberto Suárez Roca, quien se comunicó en La Paz con el Mayor José Patiño Ayoroa, presidente de Yacimientos.

"Posteriormente Patiño Ayoroa vino a interrogarme. Me suspen­den el castigo, me ordenan que fuera al cuartel y buscara cinco soldados, un clase y de ahí a Río Grande a buscar a esa gente, que los trajera vivos o muertos.

"En esos días se habían licenciado todos los soldados, solamente quedaba la plana mayor y el per­sonal de servicio que recibe una mediana instrucción militar. No encontramos soldados y tuve que seleccionar un estafeta, (correo o mensajero especial) dos pa­naderos y dos carpinteros que apenas sabían cargar. Yo no quería llevar collas (pobladores de las regiones andinas de Bolivia) porque son incapaces para el monte, yo quería llevar cambas (pobladores del oriente boliviano) y gentes de mi confianza, pero en mi regimiento solo había uno llamado Guido Tercero.

"El Coronel me había dicho que recogiera en armería cinco ame­tralladoras PAM, con una dotación de 50 cartuchos por soldado y para mí una pistola calibre 45. Yacimientos se encargaría de pro­porcionarme un jeep para que me dirigiera con la tropa a Tatarenda.

"El Ingeniero Suárez dijo que me daría un trabajador conocedor de la zona, como un baqueano, que resultó ser el señor Epifanio Var­gas. Él no quería ir, pero el Ingeniero le prometió, que todo el tiempo que estuviera con nosotros, se le pagaría doble y que a un hijo de Epifanio que trabajaba temporal en la empresa, lo pon­dría fijo.

"Guido Tercero limpió y engrasó las metralletas. Uno de los sol­dados escuchó que Epifanio le decía al Ingeniero que no quería ir porque yo era muy flaco y raquítico.

"Nos fuimos a Ipitá, tomamos por el camino del Ñumao, Epifanio Vargas se estaba quejando de calambres, se estaba rezagando, lo tuve que mandar a buscar con un soldado. Cuando llegó, le dije que era un flojo (vago), comencé a insultarlo, le ordené que se apurara, o de lo contrario se quedaría solo en el monte. No había agua por la zona, un soldado encontró barro con agua, que re­sultó ser orine de anta. Había partes en que los gajos y el monte no permitían prácticamente el paso.

"Llegamos a la quebrada del Saladillo, seguimos las huellas de los guerrilleros, era un suelo arenoso, encontramos matas de guayabas y era evidente que los guerrilleros comieron de ellas. Ya hacía tres días que estábamos en la persecución y la ración seca se nos había agotado. No podíamos cazar para evitar que por los disparos nos emboscaran.

"Encontramos un río que tenía una anchura como de unos 20 metros o más, los soldados decían que era el Río Grande, pero yo sabía que no podía ser, porque el Río Grande tiene una anchura de 200 metros y se escuchaba a un kilómetro de distancia. Saqué mi carta y era el Ñacahuasú. Estaba encajonado, teníamos que meternos al agua y como no lo conocíamos, caíamos en sus pozas profundas.

"El agua estaba muy fría porque en esa parte los cerros son altos, el sol casi no da. Los soldados estaban agotados, yo les decía que con la juventud que tenían y yo Capitán, con tantos años seguía adelante, pero sinceramente yo también estaba agotado, pero no podía demostrárselos.

"Comenzamos el regreso, se descompuso el tiempo y llovió fuerte. Los soldados se rezagaban, yo los apuraba porque todos esos lugares son guaridas de tigres. (Nombre que recibe en Bolivia el jaguar americano). Al oscurecer acampamos a un lado de la quebrada, siguió lloviendo, pero los soldados estaban tan cansados que se durmieron en medio de todo el barro. No podíamos dormir todos a la vez por los tigres.

"Como a las nueve de la noche escuché el ruido de unas ramas partiéndose, ruido que se repetía por intervalos, desperté a Epifanio Vargas para que escuchara, porque él era cazador. Me dice que era el tigre que venía oliendo nuestras huellas y estaba tras de nosotros.

"En eso, vuela un ave de esas grandes, cayeron unas ramas, al rato seguía el ruido. Le digo a Vargas que podíamos disparar, porque estábamos de regreso. Despierto al cabo para que disparase una ráfaga con la metralleta, pero esta no disparó, le dije que cogiera otra, pero tampoco disparó, ahí comencé a fregarles por no comprobar las metralletas, comencé a pegarles a los soldaditos con un palo.

"Guido Tercero tenía un revólver con dos cartuchos que sí disparó. Los disparos retumbaron en el monte hasta bien lejos y adiós tigre.

"Comencé a renegar porque estábamos sin armas, nos habían en­viado a una muerte segura. Al amanecer continuamos la marcha, pero no querían acompañarme, los obligué a seguir. Pensé que iban a matarme. Estuvimos rumbeando día y medio hasta que lle­gamos a un camino ancho, bien transitado y como a las dos horas pasó un camión, lo paramos, le pedimos que nos llevara hasta Tatarenda, el chofer se negó y lo obligué con la pistola a ir.

"Cuando llegamos no había a quien darle parte, me hice prestar un jeep para ir a Camiri.

"Al día siguiente me enviaron nuevamente con más soldados, éra­mos ocho, llegamos a Gutiérrez y ubicamos un viejo camino, el cual seguimos hasta donde pudo entrar el jeep.

"Cogimos una sen­da hasta llegar al río Ñacahuasú el cual cruzamos. Ahí dormimos y al otro día retornamos a Gutiérrez. Decido ir a Lagunillas, por­que hay un camino que llega hasta el río Masicurí, tenía el propósito de emboscarlos por esa zona, teniendo en cuenta que ya ellos tenían que estar cansados. Sería como pegarle a un bo­rracho.

"Encontramos el mencionado camino y llego a El Pincal cuyo dueño es el señor Ciro Algarañaz; un señor alto, moreno y de bigotes que tenía una hacienda muy hermosa. No estaba y decido esperarlo escondiendo el jeep detrás de la casa para que no nos viera.

"A la hora llegó el señor Ciro en su movilidad, (vehículo) comencé a interrogarlo. Me dijo que más adelante había una casita con techo de calamina, tipo beniana, propiedad de unos señores agriculto­res, que vivían allí desde el año pasado, se la habían comprado al señor Remberto Villa a quien le gustaba coleccionar armas. Y que los señores de la finca tenían sembrado maíz y yuca, y que tenían un jeep Toyota.

"Entonces lo hice hablar, le dije que no fuera a mentir, le puse la pistola en la nuca, la mujer lloraba, gritaba y él se asustó, pero no sabía nada. Él creía que era una fábrica de cocaína, quería entrar al negocio, ese era su problema, él no sabía lo que real­mente había, él no sospechaba la verdad.

"Entonces me dice: "Caramba capitán, hay dos tipos que me com­pran víveres, siempre vienen de noche con lo que yo pienso que son pichicateros, (vendedores o fabricantes de cocaína) vienen acá y yo aprovecho y le vendo caro, ellos me compran y no protestan. Si andan de noche, eso quiere decir que a esa hora venden la coca y debe ser una fábrica gran­de.

"Algarañaz me dijo que, a petición del subteniente de la poli­cía, Carlos Fernández, él había puesto a uno de sus peones de apellido Rosales, natural de Vallegrande, para que los vigilara, pero lo descubrieron, le pidieron que no anduviera por esa zona, porque si lo hacía lo iban a matar y el muchacho cogió miedo. Es­tos fueron todos los datos que me dio Ciro.

"Seguimos hasta la casa de calamina que está a unos kilómetros de El Pincal. No había nadie, el jeep en el medio del patio, por lo que entré. Y me dio la impresión de que la gente había sentido el ruido del motor, porque había una mesa con el mantel medio caído, otras cosas caídas en el suelo. En la mesa había un sobre dirigido al señor Remberto Villa, y dentro del sobre estaban la carta del jeep Toyota con una nota que decía lo siguiente:

"Estamos viajando a La Paz, a encontrarnos con el Ministro, por­que cada vez que viene la policía nos roba nuestras pertenen­cias, le estamos dejando las llaves del Toyota que está a 100 metros de la casa para que lo guarde en su casa hasta nuestro regreso".

"En la otra pieza había ropas caídas en el suelo y detrás de la casa había una cocina encendida y una olla con agua que estaba por hervir, también había un perro amarrado. Comenzamos a gri­tar, pero nadie nos respondió. Fuimos hasta el río, regresamos otra vez a la casa de calamina y ordené preparar la cena.

"Vargas salió a cazar, pero como a la media hora regresó asus­tado y me dice: "Aquí está feo, ahoringa nos van a echar balas". Dijo que había visto a unos tipos en posición para dispa­rarnos y de inmediato ordené a los soldados prepararnos con los fusiles.

"Así estuvimos esperando, como a las seis menos cuarto, se sintió el tiroteo de fusiles y armas automáticas muy cerca de nosotros. Era el teniente coronel Alberto Libera que venía por ese rumbo, los guerrilleros estaban apuntando y ahí empezó la baleadura entre ellos. Esta duró hasta las seis y veinte. Nosotros nos manteníamos en acecho.

"En eso vimos a un hombre corriendo, le disparamos y lo capturamos, no lo queríamos matar, pues que­ríamos cogerlo vivo para que hablara. Era Salustio Choque Choque y lo llevamos a El Pincal. (Primer  guerrillero prisionero.)

"En la tropa del teniente coronel Alberto Libera había un soldado herido. Yo voy a Lagunillas a buscar al médico de apellido Newman para que lo atendiera y doy parte por teléfono al comando de la Cuarta División en Camiri.

SE PREPARA EL EJÉRCITO PARA EL 23 DE MARZO.

"A media noche llegó Libera en su jeep y a las dos y treinta de la madrugada llegaron de Camiri una fracción del ejército con varios soldados, una radio con su operador, el médico Gilberto Flores, dos enfermeras y medicamentos.

"Al día siguiente Libera me dio la orden de capturar al señor Rem­berto Villa. Fui y lo tomé prisionero. Lo llevé a Lagunillas y lo metimos en un calabozo, pero yo no participé en el interrogatorio.

"Le dieron harto (bastante) y no habló una sola palabra y dentro del calabozo pintó varias consignas revolucionarias.

"Luego llegó la orden del Comando de la Cuarta División para que nos trasladáramos a la propiedad de Ciro Algarañaz en El Pincal. La propiedad era bastante grande.

"Al día siguiente llegó el mayor Hernán Plata Ríos, del arma de artillería. Yo lo conocía del Colegio Militar, había sido mi briga­dier. Llegó con tremenda altanería, comenzó a pelear de que yo no organizaba bien, que esto, que lo otro y yo callado, aguan­tando. Dijo que las cosas con él iban a cambiar.

"Amaneció y lo invité a la casa de calamina para que conociera el terreno de operaciones. Observó todo. Me dijo que nos retirá­ramos pronto, porque todas esas cosas eran sumamente peligrosas. Su miedo me había contagiado. Hasta ese momento nunca tuve miedo, pero al ver al mayor apurado por irse, yo también sen­tí miedo y los soldados iban toditos mirando para atrás y apurados.

"Regresamos a El Pincal, y por la tarde llegó el mayor Reyes Villa, que posteriormente fue Ministro de Defensa, trayendo la or­den de operaciones en tres sobres muy secretos. Nos trajeron armamentos, morteros de 81 y 60 mm,  metralletas USI. Se marchó inmediatamente porque no quería estar mucho tiempo allí.

"Esa noche nos reunimos los oficiales y las clases para discutir la orden de operaciones que decía que el día 23 de marzo a las cin­co de la mañana debíamos partir de la casa de calamina, aguas arriba por el río Ñacahuasú, unos 25 kilómetros y colocar la bandera roja en lo alto del cerro, y en la playa 25 mosquiteros en forma de L, y retornar unos 10 kilómetros porque a las doce iban a bombardear esa zona.

"Le dije al Mayor Plata que quería hacer algunas observaciones, porque en esa orden había errores, salir a las cinco de la mañana era una locura, porque a esa hora todavía era oscuro y las picadas (senderos abiertos en la selva con machetes) no se  ven. Estos señores que hacen las órdenes muy tranquilas desde un escritorio, no saben cómo es el monte. ¿Cómo vamos a avanzar unos 25 kilómetros por el río que no conocemos, con el agua a la cintura, temiendo caer en una poza?

"El Mayor dijo: "No importa, vamos a dar cumplimiento a la orden de operaciones". Preparamos la partida, agarramos cuatro caballos de Ciro Algarañaz y a tres peones para que nos ayudaran con la carga, Epifanio Vargas estaba conmigo.

EL COMBATE.

"A las cinco (de la mañana) estábamos todos listos, anduvimos unos 20 metros y no encontramos las picadas, tuvimos que regresar y esperar a que amaneciera. A las seis de la mañana reiniciamos la marcha, a las siete llegamos a la orilla del río, y nos metimos al agua. En eso el Mayor me dice: "Capitán, yo no puedo meterme al agua, por­que tengo reumatismo y padezco del corazón". Le respondí que no perdiera más tiempo y se tirara al agua.

"Seguimos aguas arriba, Epifanio Vargas y yo de punteros con mis soldados, detrás Guido Tercero con los soldados nuevos, el mayor encabezaba la tercera escuadra y al final, el teniente Lucio Loayza. Cuando llegamos a una curva le pedí a los soldados que botaran sus cucharas y sus platos para no hacer ruido, pero ellos se ne­garon porque los iban a procesar en el Estado Mayor.

"Llegamos al encajonamiento del río, son unos cerros muy altos, sentí un escalofrío por todo el cuerpo, sentí miedo, hice como que me estaba amarrando las botas, pero Epifanio Vargas me dijo que sin mí no iba a seguir avanzando, y fue ahí donde nos hicie­ron la emboscada.

"Eran tres guerrilleros solamente, caímos prisione­ros todos. El subteniente Amezaga fue muerto enseguida, también Epifanio Vargas, yo di media vuelta y me metí en un matorral, algunos soldados cayeron muertos y otros heridos. Los guerrilleros gritaban: ¡Viva el Ejército de Liberación Nacional! Y nos conmina­ban para que nos rindiéramos. Yo salí desarmado con las manos en alto. Y detrás el Mayor Plata también se rindió.

"Vinieron a interrogarme, me dijeron que a los soldados los iban a soltar, a los heridos los curarían.

"Como a las tres de la tarde, yo sentía voces y alguien decía: "carajo, mierda" y cogí miedo. Como a las cuatro ordenaron que me llevaran a la orilla del río y ahí fue el careo entre el Mayor Plata y yo porque él había dicho una cosa y yo otra.

"Yo le dije que no mintiera que tenía que decir la verdad. Yo llevaba tres años en Camiri y conocía todos los puestos militares, la cantidad de tropas que tiene cada uno, que los paracaidistas habían llegado a Lagunillas y los rangers estaban en Camiri. Informé todo. El gue­rrillero preguntó cuál misión teníamos nosotros, yo respondí que el jefe era el Mayor Plata y no yo. Plata comenzó a decirlo todo.

"Mire, en el ejército había una persona clave que informaba a los guerrilleros, porque el Mayor Plata cuando la emboscada se asustó y tiró los papeles al río, sin embargo, los guerrilleros sabían que a las doce la aviación iba a bombardear como estaba en la orden, siempre me he preguntado quién era esa persona. Los guerrilleros tenían sus enlaces, y por eso se habían adelantado.

"Fui donde estaba el Mayor Plata y le digo: "traidores de mierda, lo mandan a uno a que los maten, a la boca del tigre". Y seguí renegando. Entonces dijimos todo lo que teníamos que hacer con los mosquiteros.

"Cuando hablé con el Che, no sabía que era él, comenzó a decir­me que por qué me habían quitado mis botas y mis ropas, y les peleó a toditos. Ordenó que me devolvieran todas mis cosas, ya yo sospechaba que era él por el trato que nos daba y él me hacía preguntas, yo le decía la verdad. Les mencioné a cuatro militares que tenían hermanos estudiando en Cuba. Le di el nombre de todos los militares de izquierda porque yo conocía la mayor parte.

Nota: El Capitán Silva confundió al Che con otro guerrillero, porque no existen elementos sobre su presencia en los interrogatorios.

"Los guerrilleros me hicieron un tribunal de selva, me preguntaron que si me largaba o si me quedaba para siempre con ellos. Yo vi entre los guerrilleros a Coco Peredo, que lo había visto muchas veces en Camiri, él iba los fines de semana en Toyota y se que­daba ahí, visitaba el comando del ejército y charlaba con los mili­tares, almorzaba en el casino y hasta participó en la comparsa del ejército. Pero en ese tiempo él era el hacendado de la casa de calamina, nadie sabía que era guerrillero. Él está en una foto con el coronel Humberto Rocha.

"Llegó la noche y yo veía que pasaban y pasaban los guerrilleros una y otra vez para realizar la guardia, calculamos unos 200 pero en realidad lo que hacían era dar la vuelta para hacernos la im­presión de que eran muchos.

"Vino el Inti, y me dice que nos iban a soltar y me propone que me quede con ellos, que podía llegar a ser comandante como ocu­rrió a un capitán en no recuerdo qué país. Me dijo: "Si te animas, lo único que tienes que hacer es tomar aguas arriba y encontrarte con nosotros". Yo no le dije ni que sí, ni que no, porque tenía mujer e hijos y debíamos analizar todas las condiciones. Inti me dijo que, en cualquier rato, de día o de noche, iba a llegar un compañero a mi casa y yo debía esconderlo y darle todos los datos que me pidiera. Yo acepté.

"Nos trajeron comida. Pasó la noche y amaneció, el día era tran­quilo, uno de los soldados heridos estaba con mucho dolor y entre Freddy Maymura y un médico cubano, lo operaron. En la tarde, nos dejaron ir, éramos 13 en total, más los 7 guerrilleros que nos escoltaban aguas abajo. El Mayor Plata iba delante y yo detrás charlando con los guerrilleros que me regalaron cigarros, y unas pastillas dulces. Nos han escoltado hasta un kilómetro antes de llegar a la emboscada. Se fueron rápido, por una senda, al lado del camino."

Acerca de este combate Inti escribió:

"...las fuerzas enemigas eran cuatro veces más grandes que la nuestra...

"Les quitamos toda la ropa a los prisioneros, excepto a los dos oficiales que conservaron sus uniformes y les dimos nuestras vesti­mentas civiles que estaban guardadas en las cuevas.

"También curamos a los heridos y les explicamos a los soldados los objetivos de nuestra lucha. Ellos nos contestaron que no sabían por qué los habían mandado a combatirnos, que estaban de acuerdo con lo que nosotros decíamos y nos reiteraban la petición de fusilar al Mayor Plata, oficial que tenía una actitud déspota en la unidad pero que ahora, delante de la tropa, se comportaba como un co­barde. Les explicamos que nosotros no matábamos a enemigos desar­mados y tratábamos a los prisioneros como seres humanos con dig­nidad y respeto".

EL  GOBIERNO TOMA  PRESO  AL  CAPÍTAN SILVA.

"En un momento del regreso, nos encontramos con los rangers y nos llevaron hasta El Pincal donde había gran cantidad de oficia­les y soldados, el Mayor Plata se abrazó al Mayor Reyes Villa y se puso a llorar delante de toda la tropa.

"De El Pincal nos llevaron a Lagunillas y de ahí a Camiri, allí nos interrogaron. Nos prohibieron cualquier tipo de declaración a la prensa, incluso me pusieron soldados para vigilarme.

"Posteriormente, llegó la orden de que me llevaran preso a La Paz, que me iban a procesar por indisciplina. Me llevaron para la sección II,  con el coronel Federico Arana, jefe de los Servicios de Inteligencia. Ahí me tuvieron 14 días en el calabozo, nos sacaban solamente para dar declaraciones. Vinieron los de la CIA y nos mostraban varias fotos, especialmente la foto del Che para que las identificáramos. Me preguntaban que por qué me habían largado vivo, y que si yo estaba comprometido con la guerrilla.

"Yo tenía mucho apoyo dentro de las Fuerzas Armadas, porque había división dentro de ellas. Muchos militares no querían que yo declarara, porque por mí podía caer mucha gente y yo evitaba dar declaraciones, porque dentro de las Fuerzas Armadas había militares que simpatizaban con los guerrilleros o conspiraban contra Barrientos.

"Una noche se aproximó un coronel al calabozo y me dijo que hiciera una carta planteando que, si me mataban o me desaparecían, esa carta se haría pública con toda la verdad. Me dijo que en las Fuerzas Armadas había una parte que me apoyaba, pero estos no tenían poder, sin embargo, los que querían matarme sí lo tenían. Entonces les dije al coronel Alcoreza y al coronel Federico Arana que si ellos me mataban o desaparecían iba a publicar la carta.

EL CAPITÁN SILVA EN LIBERTAD.

"A los 17 días los periódicos, en la primera página y a grandes titulares, decían: "La segunda emboscada de los guerrilleros, el Mayor Rubén Sánchez cayó prisionero".

"Ese día, a las once de la mañana, me pusieron en libertad, entonces el doctor Julio Gutiérrez me dijo que me quería llevar a la embajada americana, porque el Embajador quería hablar conmigo, quería que yo le narrara cómo sucedieron las cosas. Le respondí que por qué no fueron y me sacaron cuando estaba en el calabozo, así es que de ninguna manera iría.

"Regresé a Camiri y al tercer día me llaman del comando para informarme que iba a entrar de nuevo a la zona guerrillera. El ejército quería que los guerrilleros me mataran. Yo iba a renunciar al ejército. Varios militares de izquierda me aconsejaron que no lo hiciera, porque si salía me iban a matar. Después no entré más a la guerrilla porque desconfiaron de mí y me quedé en el centro de trasmisiones vigilado por el ejército.

DECLARACIONES DEL CAPITÁN SILVA EN EL JUICIO DE REGIS DEBRAY.

"Cuando el juicio de Regis Debray, el general Barrientos me llamó y me dijo: "Capitán, cuando lo llamen a usted a declarar en el proceso, usted tiene que decir que estaba abriendo un camino en el tramo Vallegrande a Lagunillas y estos bandoleros, asaltantes, lo atacaron y dieron muerte a los militares y a los civiles".

"Yo le respondí que sí. Al Mayor Plata le dijo lo mismo. Se inició el proceso, estaban todos los que habían caído prisioneros y toda la prensa. Comienza el tribunal y llaman al Mayor Plata para que declare, todo era trasmitido por radio, Plata declaró todo lo que le había dicho Barrientos.

"Cuando terminó, me llamaron a mí. Yo pensaba que la gente de Camiri conocía toda la verdad sobre los hechos, me conocían a mí, sabían que el Mayor Plata estaba mintiendo, por lo que decidí decir la verdad.

"Declaré que nunca había estado abriendo camino, que estaba per­siguiendo a los guerrilleros, dije toda la verdad.

"Al día siguiente, toda la prensa decía que había grandes contra­dicciones entre el Mayor Plata y el Capitán Silva, pero que yo había dicho toda la verdad con energía.

"En la tarde llegó un memorándum que me ponía a disposición del Tribunal Militar en La Paz."

El Capitán Silva fue procesado, condenado y durante algún tiempo le negaron la posibilidad  del ascenso dentro de las filas del Ejército. Fue una persona que nos ayudó desinteresada y eficientemente en nuestras investigaciones históricas  en Bolivia durante los años 1983-1987.